VOX llevará ante la fiscalía el presunto caso de corrupción de la Generalidad de Cataluña por la compra de mascarillas

Un amigo de Joaquín Torra, expresidente de la Generalidad de Cataluña, se llevó presuntamente una comisión de 24 millones de €uros y la Generalidad de Cataluña y su Oficina Antifraude presuntamente lo encubrieron.

Para que se hagan cuenta ustedes del mangazo de una compra de mascarillas de 35 millones de €uros un amigo de Joaquín Torra se metió presuntamente 24 millones de €uros de comisión en el bolsillo, o sea un 68,57 % del valor de las mascarillas vendidas. ¿Conocéis algún comercial que se lleve el 68,57 % del valor de algo como comisión? Ni los vendedores de coches o yates de lujo.

VOX ha anunciado hoy que llevará a Fiscalía el “escandaloso” caso de la compra de mascarillas tras conocerse que la Generalitat pudo haber confeccionado presuntamente un expediente administrativo exculpatorio para que la Oficina Antifraude archivase su investigación. Además, VOX  ha solicitado también la comparecencia del Consejero de Salud, Josep Maria Argimon y del director de la Oficina Antifraude, Miguel Ángel Jimeno, así como de la exconsejera Alba Vergès y el mismo expresidente, Quim Torra, para que den explicaciones en la cámara catalana.

El portavoz, Joan Garriga, en declaraciones a los medios de comunicación, ha manifestado que “exigimos saber” si la Oficina Antifraude de Cataluña, un organismo dependiente de la Generalidad de Cataluña, y que cuesta “tantísimo dinero a los catalanes” pudo haber encubierto el “pelotazo de las mascarillas” con un expediente a medida, cuya información ha sido revelada por un medio de comunicación.

“Hemos sabido también que la Consejería de salud notifica la adjudicación del contrato meses después de cerrar el acuerdo con la empresa incluso después de que ya hubiesen llegado las mascarillas en el primer año”, ha argumentado.

Para Joan Garriga, es “totalmente indecente e inmoral el escándalo de los 24 millones de euros de comisión por la compra de unas mascarillas en un momento en que los catalanes estaban sufriendo en plena pandemia”.

“Este hecho pone de relieve, una vez más, la institucionalización de la corrupción en Cataluña”, ha insistido el diputado. “Tal y como prometimos al llegar al Parlamento de Cataluña, VOX tiene la firme voluntad de destapar el entramado mafioso que el separatismo ha montado alrededor de la Generalitat a costa del dinero de los contribuyentes catalanes”, resaltando que “es gravísimo que solo vox en el Parlament de Catalunya este persiguiendo y denunciando esta fechoría”.

El grupo parlamentario, a través de la diputada y portavoz de Salud, María García Fuster, lleva meses denunciando en el Parlamento de Cataluña las posibles irregularidades que salpican al mayor contrato sanitario efectuado durante la pandemia por parte del ICS (Instituto Catalán de Salud.